Antonio Rodríguez (Diario El Mundo)

Antonio Rodríguez (Diario El Mundo)

Deliciosos bocados de tierra y mar

Justo García Escolano, de Santa Pola, traslada los placeres de su inmaculada gastronomía mediterránea a su restaurante Nuestra Barra en Torrellano

Justo García Escolano es un restaurador intelectual, creativo, despierto, honesto, atento, delicado en el trato y trabajador. Bien formado en gastronomía, enología y administración de empresas, como requiere cualquier establecimiento de restauración que pretenda ser un referente de calidad y servicio. Además, Justo arrastra un bagaje práctico desde los 13 años en la hostelería del más alto nivel de Santa Pola. En restaurantes como Batiste, Patilla, Varadero o Mar de cristal. A lo largo de los años ha pasado por diferentes disciplinas de la profesión, desde el fregadero a la dirección, todo un ejemplo para sus empleados.

Desde hace apenas un año, junto con su mujer Reme Martínez que también viene del gremio, está gestionando de manera magistral el Restaurante Nuestra Barra instalado en Torrellano. La consagración de su establecimiento y el éxito alcanzado en tan corto espacio de tiempo, va más allá de lo conocido en la provincia de Alicante (especialmente en los tiempos que corren). Su razón de ser, su estilo, su calidad y su servicio como barra y restaurante están a la altura de los mejores establecimientos del ranking nacional, incluidos algunos estelares. Este restaurante también es singular por su decoración.

Un minimalismo funcional y atractivo, con calidez, confort y los detalles de elegancia, lo hacen especial. Alberga comodidad para unos 160 comensales en dos plantas, con reservados para empresa de hasta 30 servicios y una terraza para café copa y puro. Otra cualidad son sus distintos ambientes donde todos los públicos jóvenes, ejecutivos y particulares, tienen su espacio.

Tapear en barra o en la mesa, comer a la carta o pedir el menú de 11,50 euros.

La carta de este restaurante tanto para barra como para las salas es verdaderamente excepcional.

Desde el marisco y pescados más selectos hasta las carnes más exquisitas del mercado, incluidos guisos, arroces y tapas elaboradas, ibéricos, quesos y salazones. O lomos frescos de atún rojo de almadraba de Barbate por poner un ejemplo. Javier Rabadán, del Grupo Codorniu, nos recomendó la visita y un maridaje con sus vinos y algunos manjares de esta casa.

Curro, hermano de Justo y jefe de sala, descorchó con oficio un cava Gran Codomiu reserva para abrir la mesa. Desde la cocina y bajo la dirección de Pascual, el chef al mando, llegaban deliciosos bocados: boquerones en tempura, langostinos, quisquilla y gamba blanca, mejillones a la brasa, caria de lomo ibérico, tataki, calamar, Terilyaki, alcachofas a la brasa y ensalada raff con salazones.

El arroz de espardeñas y cigalas fue acompañado, como diría un taurino, con un suave natural de mano baja. Eso fue el tinto Legaris 2009 crianza, de la Ribera del Duero, que completó la exquisitez de ese sabroso bocado de grano suelto. Se cerró la impecable mesa con tarta almendrada, tarta arrope, magrana con helado y gin tonics preparados por Fran.

 

Antonio Rodriguez, diario El Mundo.

Bienvenidos

  • Nos complace dirigirnos a usted, convencidos de poder ofrecerle una opción prácticamente única en el sector de la restauración en Alicante, que estamos seguros le interesará.

    En el Restaurante Nuestrabarra somos especialistas en gastronomía y contamos con un gran equipo de profesionales, que harán de su visita una experiencia única.

    Justo García
    Gerente